El estrés oxidativo. Síntomas, causas y soluciones

sod

¿Qué es el estrés oxidativo?

El proceso de oxidación de nuestro organismo es el resultado de un desequilibrio que ocurre a nivel celular. Normalmente nuestras células producen residuos reactivos de oxigeno que se neutralizan de forma natural gracias a unos enzimas antioxidantes producidos por nuestro organismo. Estas enzimas antioxidantes se definen como enzimas antioxidantes primarias y son tres: la Superóxido Dismutasa, el Glutatión y la Catalasa. La función principal de estas enzimas antioxidantes es de neutralizar los residuos de reactivos de oxígeno y prevenir el proceso oxidativo de las células. Sin embargo, a veces, estas enzimas antioxidantes no consiguen mantener el equilibrio de neutralización a nivel celular, por varias razones que analizaremos a lo largo de este artículo, y la consecuencia principal es la producción en exceso de los conocidos como radicales libres. Cuando los radicales libres proliferan sin ser neutralizados, entonces es cuando las células se oxidan. Si una célula se oxida, se reduce su capacidad de llevar a cabo sus funciones celulares y puede llegar a dañarse en sí misma. Si la oxidación celular se incrementa, se habla de estrés oxidativo. En otras palabras, si aumenta la producción de radicales libres por la falta de enzimas antioxidantes, las células se oxidan.

¿Qué son los radicales libres?

Los radicales libres son moléculas altamente reactivas, que pueden dañar el ADN, las proteínas y las membranas celulares. El estrés oxidativo producido por la proliferación de los radicales libres, puede reducir la capacidad del cuerpo para producir energía y para combatir las enfermedades.

¿Por qué se oxidan las células de nuestro cuerpo?

El estrés oxidativo aparece por la falta de antioxidantes para combatir la excesiva producción de radicales libres. Existen también otros factores que estimulan el estrés oxidativo: agentes externos contaminantes como tomar el sol sin protección, el humo del cigarrillo o la polución, así como una mala alimentación o el envejecimiento.

¿Cuáles son los síntomas del estrés oxidativo en el organismo?

Los síntomas del estrés oxidativo pueden ser muy variados, y dependen de la cantidad de radicales libres que haya en el cuerpo. En general, se pueden manifestar como
  • cansancio
  • dolores de cabeza
  • falta de concentración
  • irritabilidad o problemas para dormir
  • problemas de circulación sanguinea
  • problemas de retención de líquidos o digestivos.
En el caso de la piel, el estrés oxidativo puede manifestarse en arrugas, manchas o sequedad. tratamiento-melasma

¿Cómo se reduce el estrés oxidativo?

Como hemos visto, la importancia de las enzimas antioxidantes es esencial para reducir el estrés oxidativo ya que trabajan en primera línea en el proceso de neutralizar los radicales libres. Los antioxidantes se encuentran en muchos alimentos, como las frutas y las verduras y también en los suplementos alimenticios. A este respecto, es muy importante entender el concepto de bio-disponibilidad de los alimentos: es decir, la capacidad y la velocidad de un alimento para ser absorbido y hecho disponible para su actividad biológica. Los suplementos alimenticios suelen contener una cantidad mayor de ingredientes activos y su forma de suministros (cápsulas, tabletas o en polvo) suele ser muy eficaz para la mayoría de multivitamínicos y medicamentos, ya que permite superar la barrera del proceso digestivo para así llegar a nivel celular. Contar con un suplemento alimenticio rico en enzimas antioxidantes puede resultar esencial para luchar de forma eficaz contra el estrés oxidativo.

¿Cuál es el efecto del estrés oxidativo en la piel?

Como hemos visto, los radicales libres proliferan si no se neutralizan con antioxidantes. El enzima antioxidante más importante de nuestro cuerpo es el Superóxido Dismutasa, pero esta enzima puede verse afectada por diversos factores: como la edad, el estrés, la contaminación ambiental o una mala alimentación. El estrés oxidativo en la piel es uno de los principales causantes del envejecimiento porque impide que los procesos inflamatorios a la base de melasma, psoriasis y rojeces en pieles sensibles puedan mejorar, ya que la función celular se ve comprometida por su estado oxidativo. Para actuar contra cualquier proceso inflamatorio, como puede ser acné, psoriasis, rojeces, hiper-pigmentación (melasma) o hipo-pigmentación (vitíligo), es esencial reducir el estrés oxidativo de la piel, disminuir el daño celular y recuperar sus funciones celulares. El estrés oxidativo en la piel contribuye además a la aparición de arrugas, a la pérdida de elasticidad y firmeza y a la falta de luminosidad propia de una piel sana. glisodin para pieles sensibles

¿Cómo actuar frente al estrés oxidativo?

  • La mejor manera de actuar frente al estrés oxidativo es intentar evitarlo. Para ello, es importante:
  • protegerse del sol
  • evitar el tabaco y la polución
  • seguir una dieta rica en antioxidantes
También es importante tomar suplementos ricos en antioxidantes, ya que ayudarán a combatir el estrés oxidativo y a proteger la piel. Entre ellos, aquellos que contienen altas concentraciones de las enzimas primarias: Superóxido Dismutasa (SOD), Glutatión y Catalasa. Algunos de ellos, como GliSODin Resplandor de la piel y GliSODin Anti-envejecimiento, incluyen vitaminas y minerales como Zinc y Magnesio que contribuyen a la aportación diaria recomendada. Descubre los beneficios y la función de la Superóxido Dismutasa más en detalle.


El mejor cuidado de la piel con Glisodin

Nuestro objetivo es ayudarte a mantener tu piel firme y radiante, para ello, encontrarás más consejos y recomendaciones en nuestro blog. Si precisas de asesoramiento, puedes preguntarnos tus dudas o solicitar más información a nuestros expertos a través de nuestros métodos habituales de contacto.


Descubre el poder antioxidante de la gama GliSODin de Laboratorios Isocell

Otros artículos que te pueden interesar

Descubre nuestros productos

Cuida la piel desde una nueva perspectiva